Invocación

Oh Dios que has querido que tu palabra se encarne en nuestra vida, nuestra historia, nuestro caminar, permite que tu Palabra sea Luz que guíe nuestros pasos. Para que seamos fieles seguidores de tu Hijo y descubramos en él nuestra salvación.

Amén.

Lectura del santo evangelio según san Mateo (2, 1-12):

Jesús nació en Belén de Judá, en tiempos del rey Herodes. Unos magos de oriente llegaron entonces a Jerusalén y preguntaron: “¿Dónde está el rey de los judíos que acaba de nacer? Porque vimos surgir su estrella y hemos venido a adorarlo”.

Al enterarse de esto, el rey Herodes se sobresaltó y toda Jerusalén con él. Convocó entonces a los sumos sacerdotes y a los escribas del pueblo y les pregunto dónde tenia que nacer el Mesías. Ellos le contestaron: “Belén de Judá, porque así lo ha escrito el profeta: Y tú, Belén, tierra de Judá, no eres en manera alguna la menor entre las ciudades ilustres de Judá, pues de ti saldrá un jefe, que será el pastor de mi pueblo, Israel”.

Entonces Herodes llamó en secreto a los magos, para que le precisaran el tiempo en que se les había aparecido la estrella y los mandó a Belén, diciéndoles: “Vayan a averiguar cuidadosamente qué hay de ese niño, y cuando lo encuentren, avísenme para que yo también vaya a adorarlo”.

Después de oír al rey, los magos se pusieron en camino, y de pronto la estrella que habían visto surgir, comenzó a guiarlos, hasta que se detuvo encima de donde estaba el niño. Al ver renuevo la

estrella, se llenaron de inmensa alegría. Entraron en la casa y vieron al niño con María, su madre, y postrados, lo adoraron. Después, abriendo sus cofres, le ofrecieron regalos: oro, incienso y mirra. Advertidos durante el sueño de que no volvieran a Herodes, regresaron a su tierra por otro camino.

Palabra del Señor

Meditación

La luz de la navidad no es sólo para un grupo, o para un pueblo. La luz de la navidad es para todos los hombres, de todos los tiempos. Porque Jesucristo no vino sólo a fundar una nueva religión, un rito distinto o una novedosa doctrina. Jesucristo vino a revelarle al hombre su verdadera naturaleza y su autentico destino. Quiere llevar al hombre a su origen, a su raíz, y, desde ahí, proyectarlo a su máximo potencial, a su vocación completa.

Los magos de oriente son personajes extraordinarios; ellos buscan la raíz de las cosas y los limites del universo. Preguntan por el rey de los judíos pensando, tal vez, encontrarlo en un palacio cuajado de lujos y riquezas, rodeado de siervos que van y vienen apurados en atenderlo. Y en la gruta de Belén caen rendidos ante la humildad del niño que tienen delante.

Los magos de Oriente representan a los hombres de todos los tiempos y lugares que buscan con sinceridad algo, Alguien que dé consistencia a la vida y las cosas, que muestre caminos en medio del desierto hacia la luz, hacia la plenitud. Y en él las encontraremos tú y yo.

Bendigamos a Dios por la inocencia de los niños

Contemplación

Hoy los invitamos a dejarse iluminar por Dios, permitir que Dios guíe su vida. Ante los problemas o situaciones complejas, dejar a Dios actuar. Sabernos incapaces de algunas respuestas y recurrir a él. Descubrir que somos testigos de esa luz, participes las respuestas que traen. El reto de hoy en día ante el mundo tan líquido y con respuesta a un clic es tener la paciencia de ver el actuar de Dios en nuestra historia.

Oración final

Te damos gracias oh Dios, porque a través de esa luz que nos trae el nacimiento de tu Hijo, nos haces capaces de dejarnos iluminar por él. Te pedimos así mismo, ser iluminados por ti, por tu Espíritu, y sobre todo por la vida de Jesús.

Amén.

Por:
P. Silviano Calderón, CM – Irvin Alónso Gutiérrez, SX

Archivos para descargar:
Mp3: Missio Lectio – La Epifanía del Señor mp3.

PDF: Missio Lectio – La Epifanía del Señor pdf.

325